Área de clientes · Acceder
cmv@cmv-abogados.com
947 27 84 07

Blog

El principio de correspondencia y la negociación colectiva a raíz de la sentencia de 23 de febrero de 2017

El día 23 de febrero de 2017 se dictó una Sentencia del Tribunal Supremo con número 162/2017 en la que mantiene la vigencia de un convenio colectivo a pesar de que su modificación sólo fue negociado por el representante de los trabajadores de la central situada en Madrid.

Historial del Caso

Resumidamente podemos decir que la empresa ADAPTALIA ESPECIALIDADES DE EXTERNALIZACION S.L., (en adelante “ADAPTALIA) negoció inicialmente un Convenio Colectivo con el representante legal de la empresa situada en Madrid y posteriormente, los distintos representantes de las distintas provincias se fueron adhiriendo al mencionado Convenio Colectivo.

Posteriormente, se decidió realizar una modificación del artículo 3 de dicho convenio. Este artículo afectaba al ámbito de aplicación del mismo de tal forma que quedaba redactado de la siguiente manera: “a todos los trabajadores contratados o adscritos … [al] centro de trabajo de Madrid, incluidos aquellos que aun habiendo sido contratados o estén adscritos al citado centro de trabajo, deban prestar servicios, total o parcialmente, temporal o permanentemente, fuera del centro de trabajo de Madrid, de la Comunidad de Madrid o del territorio Nacional”. Esta modificación se negoció con el representante de los trabajadores de Madrid.

Como consecuencia de lo anterior, la Audiencia Nacional declaró nulo el Convenio Colectivo porque sobrepasaba los límites exigidos del principio de correspondencia regulados en los artículos 87.1 y 88 del Estatuto de los Trabajadores.

¿Qué dice el principio de correspondencia?

En materia de negociación colectiva Numerosa jurisprudencia ya ha hablado al respecto sobre este tema, pero citamos la sentencia más reciente que es una del Tribunal Supremo de 18 de abril de 2017, número 324/2017 establece que “Como reitera la STS 11/01/2017, rec. 24/2016 , «El principio de correspondencia entre la representación social y el ámbito del convenio colectivo, — y en su aplicación concreta a los comités de empresa y delegados de personal de la empresa –, exige que el ámbito de actuación del órgano de representación de los trabajadores en el ámbito del convenio de empresa ha de corresponderse estrictamente con el de afectación del convenio colectivo y que no afecta a la legitimación – que es una cuestión de orden público – el hecho de que los restantes centros de trabajo de la empresa no tengan representación unitaria, pues la elección de los órganos de representación unitaria de los centros de trabajo compete a los trabajadores de dichos centros y la inexistencia de los mismos no puede producir el efecto de otorgar legitimación a la representación legal de otro centro de trabajo”.

 (Ver sentencia)

¿Qué dijo el TS en el caso de la empresa “Adaptalia”?

Que efectivamente la Audiencia Nacional tenía razón cuando dijo que la modificación del convenio Colectivo de Empresa sobrepasaba el principio de correspondencia al añadirse esa modificación del artículo “manifiestamente indebido”. Sin embargo, entiende que no debe declarar nulo el resto del convenio colectivo en favor del principio «favor negotii» puesto que “el resto de preceptos no ofrecen ni tan siquiera se cuestiona- tacha alguna de ilegalidad.”

Conclusión

Entendemos que hay que respetar el principio de correspondencia ante cualquier negociación colectiva que se lleve dentro de una empresa y hay que tener mucho cuidado en la redacción de los preceptos que pueden afectar a la plantilla de una empresa puesto que está en juego la validez o no de los mismo. Esta sentencia que hemos comentado deja cierta flexibilidad en el sentido de que no se invalida el Convenio Colectivo en su totalidad, aunque es un supuesto concreto, entendemos que no conviene generalizar y habrá que ir viendo cómo se desarrolla en otros casos parecidos.

 



Formulario contacto
×
Contacta con nosotros